El palán palán, la planta para quitar los granos y aliviar las hemorroides

2
10448

La abuela solía agarrar hojas de palán palán del patio y las colocaba encima de los granos que le salían al abuelo. La planta los secaba hasta hacerlos desaparecer…

Utilizada por la medicina tradicional indígena y del campo, el palán palán presenta diferentes cualidades terapéuticas, sirviendo tanto para lavar y curar granos, llagas, lastimaduras o quemaduras, así como para el alivio de las hemorroides, el dolor de cabeza, la fiebre o los dolores reumáticos en la cara.

¿Qué es el palán palán?

De nombre científico Nicotiana glauca y de nombre popular «palán palán«, se trata de una especie de arbusto muy común en América del Sur, especialmente en Uruguay, Argentina y Bolivia, que pertenece al género Nicotiana, el mismo que el tabaco común y corriente.

Es un arbusto que crece generalmente al pie de paredes viejas, «sobre muros viejos, al pie de ellos, sobre escombros, en tierras removidas, etc.«, describe el botánico uruguayo Atilio Lombardo.

En Uruguay, además de habitar en paredes o entre escombros, también se la puede encontrar entre adoquines, en baldosas de veredas o en el cordón de veredas en calles empedradas.

Dentro del territorio uruguayo, se ha documentado la presencia de ejemplares de palán palán en Montevideo (abunda en los barrios Sur y Palermo, entre otros) o en los departamentos de Canelones, Maldonado, San José, Colonia, Fray Bentos, Durazno, Mercedes, Paysandú, Tacuarembó o Treinta y Tres.

Es una especie indígena de América del Sur en Bolivia o Argentina, mientras que en Uruguay su comportamiento es como “planta ruderal”, esto es, que crece entre escombros, ruinas o en espacios abandonados, según se apunta en el libro ‘Flora indígena del Uruguay: Arboles y arbustos ornamentales’.

Las hojas del palán palán son color verde claro y con forma oval. Sus flores presentan un bello amarillo y se caracterizan por ser tubulosas, es decir cilíndricas. El fruto es una cápsula con muchas semillas chiquititas.

Entre otros rasgos curiosos del palán palán, podría apuntarse que cuando llueve las gotas parecen quedar pegadas a sus hojas, incluso aunque se encuentren inclinadas, colgando de una pared.

Propiedades medicinales del palán palán

Dado que se considera una planta tóxica, se sugiere tener mucho cuidado en su uso interno. A continuación, sólo se mencionan sus formas de uso a nivel externo.

Empleada en la medicina tradicional desde hace tiempo, el palán palán forma parte de la farmacopea de los indígenas Wichí, habitantes en las provincias argentinas de Chaco, Salta y Formosa.

Para los granos, llagas, forúnculos y lastimaduras

Según recoge el ambientalista uruguayo Ricardo Carrere, citando a la web Ser Indígena:

“Los Wichí la han utilizado desde siempre como antirreumático, antiartrítico, en la curación de llagas, lastimaduras y quemaduras. También utilizado para la maduración de forúnculos, abscesos. Para este fin se hierve durante un minuto, se moja miga de pan en este preparado caliente y se aplica como fomentos».

Para el lavado de granos y heridas, además, se puede acudir a la decocción de la planta.

Las hojas frescas (o flameadas pegadas con cebo de vela) se aplican machacadas para que las heridas infectadas cicatricen.

En el artículo ‘Las plantas sagradas del noroeste argentino’ se indican los siguientes usos y dosis, orientados a curar granos/forúnculos/abscesos:

  • Hervir durante un minuto y aplicar las hojas en fomentos.
  • Una hoja asada en aceite también sirve como madurativo de los granos.

O se detalla la siguiente receta:

  • Palán Palán – 30 grs.
  • Leche (1/4 litro) 250 c.c.
  • Hervir un minuto
  • Mojar miga de pan y aplicar en fomentos.

La botánica y químico-farmacéutica uruguaya Blanca Arrillaga de Maffei apunta:

«Las hojas frescas machacadas se entibian y se aplican como calmantes y desinflamatorias en granos; zonas inflamadas, etc.»

Para el alivio de las hemorroides

Arrillaga menciona, asimismo, que «el cocimiento de las ramas tiernas al 2% se usa para baños calmantes en hemorroides».

En la medicina de los Wichi también se cita su uso «para el alivio de hemorroides, hirviendo en un litro la planta entera y realizando baños de asiento”.

Para aliviar las hermorroides, en el mencionado artículo de sobre hierbas medicinales del noroeste argentino se sugiere:

  • Hervir en 1 litro de agua, 50 grs. de palán palán y hacer baños de asiento

Carrere, por su parte, también cita el trabajo ‘Tesoros del monte. Plantas medicinales’ (Argentina, 2001), donde se destaca que en la farmacopea del campo se usa de las siguientes maneras:

  • las hojas frescas del palán palán en cataplasma para madurar granos
  • las hojas frescas colocadas en la frente con un poco de aceite, para los dolores de cabeza
  • las hojas frescas en la nuca y en la cabeza, con aceite frío, para la fiebre.
  • con la cocción se lavan llagas y heridas
  • mojadas en saliva en quemaduras
  • soasadas en aceite, para las hinchazones.
  • hojas machacadas untadas con sebo o aceite, para el dolor de muelas, colocando sobre la inflamación
  • molidas en montero y mojadas con saliva, se aplica en picaduras de avispas (o mordeduras de víboras), luego de quitar el aguijón.
  • sus hojas calientes y con grasa se aplican como «un remedio infalible contra las paperas».
  • en cataplasma también ayuda a curar los dolores reumáticos de la cara.

Palán palán, una planta medicinal pero a la vez mortífera

En la bibliografía consultada se advierte sobre su toxicidad tanto en humanos como en animales domésticos, pudiendo provocar un envenenamiento mortal.

Por ejemplo en Brasil, uno de los casos documentados fue el de una mujer que llegó al hospital en estado de coma, tras hacer un guisado con una planta de palán palán que nació en su casa y que confundió con una col. Algo similar les pasó a unas monjas en un convento de Río Grande del Sur.

En Uruguay una mujer pensó que estaba utilizando salvia e hirvió las hojas en agua, pues quería preparar un yuyo para aliviar la tos persistente.

Sin embargo, tanto ella como su empleada doméstica, luego de compartir el preparado, sufrieron episodios de intoxicación, aunque lograron recuperarse. La planta usada era Nicotiana glauca.

¿Dónde comprar palán palán?

Haz clic en el siguiente botón para comprar semillas de palán palán desde España:

Te puede interesar:

¿Cómo limpiar las manchas de tabaco en los dedos?

Infusión para dejar de fumar, combinando 6 diferentes yuyos

Remedios caseros para la tos: jengibre, miel, guaco o anacahuita

13 Plantas medicinales de Uruguay: Yuyos para esto y lo otro

Fuentes consultadas:


Sirviendo hoy como terapias alternativas o complementarias a las tradicionales, las plantas medicinales han sido utilizadas por el ser humano desde tiempos ancestrales, a lo largo de diferentes regiones del mundo.

Gracias a sus naturales e íntimas propiedades terapéuticas, cada una presenta su propio contenido de principios bioactivos benéficos para el tratamiento de ciertas dolencias, enfermedades o problemas de salud.

Pese a sus probadas bondades y a la variedad de estudios científicos que validan sus beneficios, Dr Yuyo insiste en que las plantas medicinales no deben sustituir arbitrariamente los medicamentos tradicionales, siendo conveniente informarse de raíz y a fondo acerca de los modos de ingesta y dosificación, sus contraindicaciones posibles, su interacción con ciertos fármacos, entre otros riesgos asociados.

Luego…

¡Disfrute de su té, aceite esencial o inhalación de los yuyos que lo curen…!

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.